¡Hola a todos! Se abre una nueva sección en moda y hoy contamos con Julia una estudiante que realiza trabajos como modelo y que a mí personalmente me encantan, así que por eso quería que la conocieseis :D

¿Cuál es tu nombre y a qué te dedicas?
¡Hola! Mi nombre es Julia, soy estudiante de medicina aunque por lo que la gente me conoce un poquito más es por mis trabajos como modelo, donde uso el sobrenombre de Julia Phoenix.


¿Cómo llegas a realizar tus primeras sesiones como modelo?
No comencé en ningún momento concreto así puntual, por decirlo de algún modo. Tengo la suerte de que la fotografía siempre ha tenido un lugar importante en mi casa gracias a mi abuelo, que entre muchas cosas fue fotógrafo. Y debido a ello desde pequeña me tenían como conejillo de indias para fotos, ¡así que para mí siempre ha sido casi un juego!

¿Qué te aporta ser modelo?

Muchísimas cosas. Cierto es que en el último año me ha tenido más estresada de lo que me hubiera gustado pero el beneficio siempre es mayor a todo. He tenido la suerte de haber participado con todo tipo de fotógrafos y aun me queda mucho más por descubrir. Aprendes en primer lugar a trabajar en equipo, lo cual ya de por sí es muy positivo. Siempre sales de cada sesión aprendiendo cosas nuevas; trucos y técnicas de la cosecha de cada maquillador, interpretación y lenguaje corporal, descubres trabajos increíbles por parte de los diseñadores... Y por supuesto los fotógrafos siempre tienen mucho que enseñarte sobre uno mismo, ya que están muy acostumbrados a ver pasar modelos y saben inmediatamente que es lo que más necesitas. Lo más positivo que puedo sacar de una sesión es que consigan ponerme en dificultad y sacar algo nuevo de mí misma. En cierto sentido, te ayuda a conocerte y a disminuir tus limitaciones.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Copyright ©. 2010 Alicia Herráiz. Todos los derechos reservados

 

¿Qué es lo más difícil de esta profesión?


Es muy exigente. Cada día la competitividad es más fuerte en todos los campos y como modelo tampoco iba a ser menos. En primer lugar está el famoso canon de las medidas y que si no las cumples ya tienes la mitad de posibilidades de salir adelante suspensas. Pero por suerte también hay mucha gente que quiere ver algo diferente a lo habitual, y por eso hay que tirar con la otra mitad hacia adelante hasta donde uno pueda si de verdad te gusta esto. Aparte, hay que cuidarse mucho. Hacer de modelo no es una broma como muchos piensan o como muchas veces puede parecer ya que como en todo, hay quien no se lo toma en serio. No basta con una cara bonita y hay que estar muy centrada si quieres llegar a profesionalizarte. No sólo son los cuidados dietéticos o físicos, sino todo lo que es psicología, autoestima, educación, humildad... Si no lo haces así, lo mismo tienes suerte y prosperas, pero es difícil seguir avanzando si no lo pones todo de tu parte ya que es una de las profesiones en las que más fácil es acabar cayendo. Y por último y no menos importante, hay que tomárselo con seriedad pero sin dejar de pasarlo bien y sentir lo que haces.. Si hacer tu trabajo de forma amena y divertida, eres doblemente profesional.

¿Algún truco de belleza imprescindible para una sesión?

Dormir bien las noches anteriores, y creo que es lo más difícil por simple que parezca. Y por supuesto, hacer una dieta equilibrada. No sirve de nada los cuidados externos si no cuidamos bien el cuerpo desde dentro!

En cuanto a trucos personales, una manía mía es que intento no maquillarme el día anterior a la sesión para dejar que la piel respire y esté al día siguiente totalmente receptiva para el trabajo del maquillador. Dejar respirar la piel es muy importante y en mi vida diaria siempre algunos días no me maquillo y en algunos casos tampoco me echo ningún producto de cosmética para que mi propia piel actúe.

¿Tienes alguna anécdota?

¡Muchas! Por contar una, en el proyecto de una fotógrafa especializada en la fantasía (Mara Hernández), tuve que meterme en un lago con un vestido de época ya que estaba interpretando a Ophelia. Lo más gracioso fue que aparte de que estaba lleno de gente que se quedó totalmente perpleja mirándonos con cara de miedo, no contamos con que el vestido al mojarse pesaría mucho y era casi imposible flotar! jajajaja Así que entre el traje y la risa tonta que me entraba por la situación me costó un poco hacer la toma buena, pero se consiguió! El resultado final se puede ver en su libro 'Tragic Beauty'.

¿Cuáles son tus proyectos de futuro?

De momento me cuesta apenas pensar en el presente. Ahora mismo estoy en los últimos años de la carrera así que aparte de querer centrarme en finalizarla, intento buscar el participar en trabajos totalmente diferentes a lo que ya haya hecho hasta el momento para poder seguir avanzando. Pretendo dar con registros donde sea capaz de decir algo nuevo y sacar así faceta desconocida y diferente. ¡A ver qué tal sale!

¿Dónde te podemos encontrar?

En mi página web www.juliaphoenix.com. En ella tengo centralizado absolutamente todo lo que voy haciendo. Tanto consejos sobre maquillaje y belleza como actualizaciones de mi portafolio, publicaciones, etc. Casi siempre estoy estudiando o viajando así que el haber podido realizar una web donde tenerlo todo reunido es un alivio ¡para que nadie pierda la pista!

¿Quieres participar? Escribeme a contacto@aliciaherraiz.com